Esta diminuta criatura puede vivir en tu cuerpo, haciendo que te veas feo. Te enseñaremos como eliminarlo

Salud 17970 Visitas

No los puedes ver, pero están ahí. Son ácaros microscópicos, criaturas de ocho patas semejantes a arañas que seguramente pasan toda su vida en nuestras caras. Allí comen, se aparean y, finalmente, mueren.

Están presentes en todas partes el polvo, los colchones, las almohadas, las cortinas, los almohadones, los juguetes de trapo, los de felpa, los tapetes.

Hay dos especies de ácaros que se alojan en tu rostro:

El Demodex folliculorum y el Demodex brevis. Sin embargo, no está claro qué obtienen de nosotros. Ni siquiera sabemos con certeza de qué se alimentan.

¿Dañinos?

Y hablando de objetos que los Demodex necesitan expulsar de sus cuerpos, estos ácaros no tienen ano, pero de todos modos tienen que defecar.

Así que esos desechos se van guardando hasta su muerte cuando explotan, degradándose en tu cara. Lo que sí se ha relacionado con los ácaros es un problema en la piel llamado rosácea, que afecta principalmente a la cara. Comienza con un enrojecimiento antes de avanzar a una irritación permanente, manchas y una sensación de ardor o escozor.

Elimina los ácaros del polvo que a veces causan que te veas feo:

Ingredientes:

  • Aceite de eucalipto de 15 a 30 gotas
  • 2 tazas de agua destilada

Instrucciones:

Primeramente, mezcle las 2 tazas de agua destilada con el Aceite de eucalipto. Luego rocíe la solución en todas las áreas que no se pueden lavar fácilmente en el dormitorio y luego tienes colgarlos a secar en un lugar seco y cálido. Ya que los lugares húmedos impulsan el crecimiento de las esporas del moho. Tienes que hacer esto tres veces por semana para eliminar a los ácaros del polvo completamente.

Las infestaciones por los ácaros son destruidas eficientemente por los aceites esenciales, especialmente el aceite de eucalipto.

Sin embargo, usted debe saber que este aceite esencial no es seguro para los niños menores de 10 años, así que, si tiene niños en casa, usted debe utilizar algunas otras alternativas seguras en este caso, como hinojo o aceites esenciales de clavos de olor.

Nota:

Debes tener cuidado cuando limpias el polvo, allí se concentra una gran cantidad de ácaros. Trata de limpiar los muebles con un paño húmedo, una aspiradora. Trata de no utilizar un sacudidor, este logrará que las partículas de polvo queden suspendidas en el aire. Si en la casa hay alguna persona alérgica, esto será sumamente perjudicial.

Compartir
loading...

Comentarios