Cómo Limpiar la Lavadora por Dentro con Vinagre y Evitar Malos Olores

Uncategorized 9469 Visitas

Cómo Limpiar la Lavadora por Dentro con Vinagre y Evitar Malos Olores

Resulta irónico que la máquina para lavar la ropa pueda estar sucia, sin embargo esto sucede más de lo que crees.

Tanta carga de ropa manchada y con malos olores acaba por ensuciar este electrodoméstico y/o llenarlo de moho; por esta razón has de saber cómo limpiar la lavadora a fondo de vez en cuando, y con suerte, lo podrás hacer con cosas que ya tienes en casa. También puedes optar por hacer productos para la limpieza naturales. (Aquí te decimos cómo hacer un limpiador multiuso en casa).

Limpiar lavadora: ¿con qué hacerlo?

Para limpiar la lavadora por dentro tan solo necesitarás de 4 cosas:

 

Vinagre
Lejía
Agua caliente
Un paño

A continuación, te detallamos todos los trucos y los pasos para que dejes tu lavadora reluciente por dentro y libre de malos olores.

Entonces, ¿cómo limpiar la lavadora por dentro?

Hay dos partes fundamentales para la limpieza de tu lavadora que pueden evitar la formación de moho y de malos olores: el tambor y la goma. Luego, te aconsejamos que le eches también un vistazo al filtro para asegurarte de que allí tampoco se ha acumulado la suciedad. Así mismo, es recomendable que limpies los dispensadores de jabón y de suavizante cada 6 meses aproximadamente.

1. Limpiar el tambor de la lavadora con vinagre blanco

El vinagre es un excelente complemento de limpieza pues, además de eliminar los malos olores, también acaba con las bacterias. Así, para lograr una limpieza profunda de tu lavadora, basta con añadir media taza de vinagre blanco en el dispensador del detergente y luego seleccionar un ciclo de lavado normal a una temperatura de 30º o más.

Si notas que la máquina aún no se ha limpiado por completo cuando acabe su función, puedes repetir el proceso, pero esta vez añade una taza de la misma lejía que utilizas para lavar la ropa en su cubeta correspondiente.

Y para una limpieza aún más efectiva, recuerda que el vinagre también sirve para desincrustar la cal que pueda haber en tu lavadora, pero si en tu zona hay mucha es recomendable que añadas algún producto específico. Finalmente, después de limpiar el tambor de tu lavadora, recuerda poner un ciclo en vacío o con toallas viejas para acabar de enjuagar bien.

2. ¿Cómo limpiar la goma de la lavadora?

Las gomas de las lavadoras con ventanas frontales suelen ser el lugar donde más se acumula la suciedad. Resulta conveniente que la limpies por lo menos una vez al mes para evitar que los restos se adhieran y sean más difíciles de retirar.

Necesitarás:

Guantes
Un paño y un cepillo de dientes usado
Lejía
Detergente de limpieza

Paso a paso:

Apaga la lavadora y abre su puerta. Tira de la goma hacia afuera con tus manos sin sacarla toda.
Humedece el paño con el detergente de limpieza o lejía y frótalo en la goma hasta que el sucio se elimine completamente. Si vas a utilizar lejía, has de usar guantes y mascarilla para evitar accidentes.

Si la goma está muy sucia, deja reposar el detergente un par de minutos encima de la mancha, y luego frótalo con el cepillo de dientes usado para eliminar los restos.

Retira el sobrante de detergente o lejía con otra toalla seca. Asegúrate de quitar todos los excesos.

3. Limpiar el filtro de una lavadora

Ya comentamos anteriormente que el vinagre es un excelente complemento de limpieza y resulta una opción ideal si no quieres usar lejía. Ayuda a eliminar los residuos de jabón y otros químicos, además que contribuye a eliminar las bacterias. Por eso es ideal para la limpieza del filtro, que es el lugar donde se depositan los restos de detergente, pelusas, etc, que con el tiempo taponan el canal de desagüe de la máquina.

Para limpiar el filtro te recomendamos hacer lo siguiente:

Vacía totalmente la lavadora (haciendo un ciclo de vaciado previamente).

Desconéctala del enchufe.

Afloja el tapón del filtro cuidadosamente para que no salpique agua. Es buena idea tener una fregona cerca por si cae líquido al suelo.

Saca el filtro y elimina todos los restos acumulados pasando un paño por encima o directamente en el fregadero.

Una vez limpio, coloca el filtro nuevamente en su lugar y cierra el compartimiento de la lavadora.

Compartir

Comentarios